Sólo el pueblo salva al pueblo, por eso le damos la bienvenida a la Fiscal General a este lado de la lucha que es la defensa de los derechos de los venezolanos “porque  los ciudadanos  de toda Venezuela tenemos claro que a través de un espíritu unitario  y con el firme juramento de no desistir y de no parar  podremos  liberar a nuestro país  de la tiranía”.

Así declara Jorge Carvajal Morales, dirigente de oposición en el estado Bolívar, sobre la acción de la Fiscal, Luisa Ortega ante la solicitud de declarar ilegal la Constituyente, solicitud  hecha por la alta funcionaria ante el Tribunal Supremo de Justicia.

El gobierno pretende con la Constituyente diseñada como un traje a la medida para Maduro y su equipo, perpetuar un estado de la tiranía y de corrupción  y “no lo permitiremos porque unidos podemos darle fuerza a la rebelión porque la legalidad nos la otorga el 350 de la Constitución Nacional”.

Quien fuera gobernador del estado Bolívar en dos ocasiones no ha abandonado la calle y por el contrario se mantiene en contacto permanente con los bolivarenses a través de asambleas de ciudadanos realizadas a lo largo de la geografía del estado.

Desde hace más de dos años se mantiene en gira por el estado Bolívar. No ha dejado de conversar con los vecinos de los once municipios por eso es que está convencido que el guayanés está listo para mantenerse en  la lucha.

“Estoy horrorizado de cómo un estado productor de leche, carne, hortalizas, está en el más profundo abandono. El actual gobernador Rangel Gómez, no es capaz ni siquiera de mantener en buenas condiciones la vía pública. No hay carretera de mi estado que no esté hecha un desastre. A veces me pregunto si este señor vive aquí o alguna vez sale a algún pueblo de Bolívar.”

Cree que los vientos de cambio están cada vez más cerca. “Estoy convencido que el gobierno no logrará hacer la Constituyente. No seremos un país fantasma como otros que han abrazado la teoría política que Maduro y su camarilla está empeñado en imponer a los venezolanos.”

Concluye haciendo un llamado a seguir en la lucha, a no abandonar la calle y a mantener la defensa de la democracia y de la Constitución Nacional, “que el actual gobierno ha olvidado a pesar de haber sido quien la redactó y la promovió.”