Caracas. – Hace tres días fue incautado el mayor alijo de marihuana de la última década, en el sector Puerto Escondido, Cabo San Román, estado Falcón (noroeste), se confiscó 2.856,850 kilos de esta droga, informó este lunes el comandante estratégico operacional de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), Domingo Hernández Lárez.


A pocos pasos de Aruba, aguas venezolanas donde la Fuerza de Tarea (civiles y militares) descubrió una embarcación sospechosa, cuando los efectivos se aproximaron al bote, sus tripulantes lanzaron objetos pesados al agua. Presumen que eran armas de fuego, precisó Hernández Lárez. Así lo recoge el diario El Universal, de Caracas.

“Al revisar la embarcación, los militares localizaron 121 bultos contentivos de 5.063 panelas de marihuana y siete panelas de cocaína”, detalló el jefe del Ceofanb.

Agregó que el alijo de marihuana sumó un peso total de 2.856,850 kilos y las de cocaína 7,700 kilos.

Durante el procedimiento fueron detenidos los 12 venezolanos que venían en el peñero. “Estos venezolanos fueron contratados por colombianos en la Alta Guajira, Colombia”. Destacó que la droga pertenece al Cartel de La Guajira. “Ellos aspiraban llegar a Martinica”, dijo el General en Jefe.

El jefe del Ceofanb explicó que los 12 venezolanos capturados fueron captados en Sucre y Nueva Esparta y llevados a Colombia donde prepararon la logística para el traslado de la droga,

Desde el comando central de la naciente Fuerza de Tarea instalada en la Península de Paraguaná, que comprende Buchuaco, Tiraya y Puerto Escondido, Hernández Lárez dijo que el comando fue instalado hace once días luego de la visita del presidente Nicolás Maduro a Falcón.

“A los siete días de haber comenzado el patrullaje marítimo se consiguió esto», expresó el militar señalando las panelas de droga colocadas a orilla de la playa. «Queremos formalizar el comercio con las islas cercanas para evitar el contrabando”, adelantó.

El funcionario detalló que, hasta el pasado domingo, las fuerzas de seguridad destruyeron 57 pistas ilegales de aterrizaje y el mismo número de laboratorios de drogas. Además, 6.155 personas fueron detenidas por delitos relacionados con el narcotráfico y el terrorismo, y un total de 27 aeronaves fueron localizadas, de las cuales 16 quedaron inutilizadas.