Nota de prensa.-En relación a la privatización del aseo urbano en el municipio Caroní, Hugo Maestre, dice que la empresa privada Fospuca, recién contratada por la alcaldía, sólo muestra el fracaso de la gerencia chavista en Caroní.

Claro, no deja de ser buena la decisión porque es una forma de admitir de parte de quienes dirigen la alcaldía de Caroní y que abarca toda Ciudad Guayana, que han sido incapaces para resolver el grave problema de la basura que se acumulaba por montañas en Puerto Ordaz y San Félix, con  nubes de zamuros  en los cielos de la ciudad, acota.

Maestre dijo desconocer los entretelones que llevaron a esta decisión y que él no pone su brazo sobre la mesa, porque nadie ha aclarado la transparencia de esta negociación, pero que uno siempre tiene que pensar en la buena fe y dar la bienvenida a esta iniciativa.

¿Facturar en dólares?

El dirigente político se pregunta ¿Cómo es eso de que van a facturar en dólares? ¿Los venezolanos cobramos en dólares? Ahora si Fospuca cobra en dólares, lo correcto es que les paguen a sus trabajadores en dólares, agrega.

Hay mucha gente que tiene su negocito como quincalla, tiendas, mercaditos y Fospuca les está cobrando hasta cuatrocientos dólares mensuales por el servicio de recolección de basura,  lo  cual considera como un salvajismo de ser cierto, dice.

“Le digo a los comerciantes, si esto es verdad, que hagan su protesta con tiempo suficiente, porque si no,  nos vamos a atomizar, la gente no va a pagar, porque nadie va a trabajar para que le recojan la basura y no comer”, dijo Maestre.

No sabe sobre que parámetros fueron hechas esas tarifas de cobro pero hay sitios donde todavía no están prestando el servicio, y ya le están “clavando” en dólares, la mensualidad.

Considera que es como una especie de dictadura, lo que llama un estado de presión demasiado fuerte, y muchos no pueden ni pagar la luz, mucho menos van a poder pagar este servicio de aseo urbano, agregó.

Declaró su inconformidad  con  el arranque de Fospuca, porque debió haber una comunicación oficial con los montos a pagar por el servicio de basura, bien sea de negocios, centros comerciales y residenciales, y de seguir así se van a presentar problemas con ese servicio, dijo Maestre.

Considera que es muy bueno que por fin se recoja la basura amontonada por años en toda la ciudad, pero que se informe con claridad y transparencia, y que la empresa Fospuca esté consciente de que está prestando un servicio público, y no para acomodar los bolsillos de unos pocos, como ya nos tienen acostumbrados.

Ya para finalizar Maestre cree que son el presidente del concejo municipal de Caroní y los concejales quienes deben dar una información nítida y contundente sobre esta contratación de la empresa Fospuca, publicar las tarifas en los medios, y pagar a los trabajadores en dólares, si la empresa factura en dólares.

Da la bienvenida a la iniciativa privada para mejorar los servicios, porque el chavismo se dedicó por años a cerrar y quebrar empresas privadas, lo que demuestra que esa fórmula  del socialismo del siglo 21 no sirvió, y llevó el país a la bancarrota.