El voto como ESPERANZA de lucha

238

Abg. José Manuel Hernández:.

La dinámica Política, marcada por la indolencia de los factores que aun se mantienen de forma gaseosa dirigiendo la vida del país, ha venido siendo superada de forma paulatina por el cuestionamiento individual ciudadano, pero aun sin resultados visibles de forma solida.


Acciones de ambos sectores (Madurismo-Guaido y el G4) dirigidos a sacar réditos políticos, partiendo del dolor y sufrimiento de los ciudadanos y los hogares venezolanos, ha dejado como resultado incertidumbre en el futuro, mas dolor y mas luto en el seno familiar.

La falta de respuesta de ambos sectores para poder darle solución a la crisis del C19, ante la ausencia de una respuesta eficaz mediante la aplicación masiva de la vacuna, y la falta de una estrategia sustentable para reactivar la actividad productiva del ciudadano, que le permita no entrar en desesperación ante la incertidumbre de que comer en el día, la escasez de los medios necesarios para cubrir las necesidades básicas ordinarias de medicina (hipertensos, diabéticos, pacientes con deficiencia renal, etc.)

Y las ya conocidas medidas de protección contra el C19, dan como resultado la necesidad de un cambio y rechazar la aceptación dogmática del que hacer, por parte de los ya mencionados grupos que dirigen al país y que hasta ahora lo han hecho de forma trágica, como resultado de cada decisión tomada basadas en la exteriorización de sus mezquindades, egolatrías, odios y aspiraciones sectarias de mantenerse en el Gobierno y en el Co Gobierno, como forma de supervivencia política.

El solo hecho de seguir escuchando que Guaido se mantiene en una agenda aislada y divorciada del marco jurídico Constitucional que Gobierna al país, y la discusión entre los miembros del G4, que debaten nuevamente entre participar o no participar por la vía electoral, representa un insulto a los ciudadanos venezolanos, que padecemos la crisis provocada por el Madurismo y Profundizada por el G4 y ahora por Guaido.

En el ciudadano venezolano a comenzado a crecer nuevamente la esperanza de que el instrumento legitimo para cambiar a los gobiernos es el Voto.

Y tan cierto es que ya manifiestan que el problema no es el Voto, sino que se debe tener la madurez y humildad de colocar a un candidato unitario en las Gobernaciones y Alcaldías para derrotar al Madurismo.

El ciudadano venezolano, al entender y a empezar a exigir candidaturas Unitarias para derrotar al Gobierno, esta superando las barreras dogmaticas que representan el G4 y Guaido, y demuestra que no solo están retomando el camino constitucional para derrotar al Hambre, la Miseria, la Escasez, la Pobreza y la Corrupción que representa el Madurismo, sino, que al mismo tiempo se esta rompiendo con el cerco radical y dogmatico, que representan el G4 y Guaido, como únicos y verdaderos aliados, que mantienen en vigencia en el poder al Madurismo.

La esperanza contenida en el Voto, para derrotar al Hambre, la Pobreza, la Escasez, la Miseria y la Corrupción representada en el Madurismo , comienza a dar sus frutos en el momento que el ciudadano comenzó a cuestionar las decisiones del G4 y de Guaido, ante la inexistencia de resultados y la realidad de la profundización de la crisis, que nos agobia a todos.

Construir la mayoría electoral, para derrotar al Madurismo, lucha que debe estar ceñida a las regla democráticas no nos hace mas débiles como afirman el G4 y Guaido, al contrario, nos hace mas fuerte, por que solo en democracia y con sus reglas podemos restituir la democracia. Porque el “Hierro con Hierro se afila. y el hombre aguza el carácter de su amigo” Proverbios 27:17.

La esperanza para derrotar al Gobierno no puede estar sujetada a colocar, a los jardineros del Odio, la desobediencia Jurídica Constitucional y la indiferencia ante el dolor de nuestros hermanos venezolanos, como los que tomen la decisión, esta decisión debe partir del debate en el seno individual y familiar, teniendo como referencia lo que nos otorga la Constitución como marco jurídico fundamental, quien dirige y ordena la conducta en armonía como nación.

En el estado Bolívar, en todos sus municipios y en toda Venezuela tiene que romper con el radicalismo como forma de hacer política y devolver la esperanza al ciudadano, presentando un futuro cierto para cada unos de nosotros como ciudadanos y que eso solo dependa y obedezca al respeto hacia nuestras leyes, el respeto a los demás en nuestras actuaciones como ciudadanos y comprometernos en crecer, producto de nuestro esfuerzo y sudor honesto de nuestras frente, y que la legislación y el Gobierno actuante sea garante de este crecimiento y no su verdugo.

Rechazar la muerte y causar dolor ajeno, como forma de extorsión política para lograr cambios en los gobiernos debe ser nuestro mayor enemigo como sociedad, siendo esta una forma de hacer política aborrecible y despreciable; ante estos hechos nuestro mas enérgico repudio como ciudadanos, esta debe ser nuestra forma de conducirnos, abrazados en la esperanza y a la convivencia armónica con todos los ciudadanos venezolanos, que en el fondo son nuestros hermanos.

Mantengamos nuestras esperanzas como la energía que nos impulsa y el voto como instrumento que lo materializa en Libertad, en Paz y Armonía, en pro del Bienestar colectivo de todos los ciudadanos venezolanos.

*Coord. Reg. Del Movimiento Unión y Progreso

Suscribete a nuestras redes Instagram y Facebook.

Impactos: 0