More

    Rondón primero empató y luego le dio el triunfo a River

    Séptimo partido consecutivo en el que River suma y se consolida como puntero de la Zona A de la Copa de la Liga con goles de sus centro-delanteros.

    Miguel Borja y Salomón Rondón comparten la habitación en la concentración y mantienen una relación afable y cordial, más allá de que compiten por un puesto, ya que Martín Demichelis rara vez los hace coincidir en la formación.

    Es uno u otro, dentro un esquema en la que la superpoblación está dada por los media-puntas.

    Borja venía de marcar cuatro goles en los dos cotejos anteriores (Colón e Independiente).

    Suficiente para ganarse un lugar ante Gimnasia que no pudo defender con una eficacia similar ni con intervenciones colectivas destacadas.

    Fue una de las víctimas del embotellamiento que era el juego de su equipo, mientras Gimnasia estaba arriba en el marcador y bloqueaba todos los intentos.

    Anulado el colombiano, Demichelis le dio pista a Rondón, determinante en el resultado al generar el empate y marcar el 2-1 con un bombazo.

    Noveno gol en 30 partidos (1265 minutos) para el refuerzo pedido expresamente por el entrenador, con quien compartió equipo en Málaga.

    “Hay momentos en los que hay que ganar así”, reconoció Demichelis tras el encuentro. “Ganar así” debe leerse sin tener un buen rendimiento futbolístico.

    Por eso el entrenador rescató otras virtudes: “Dimos una muestra de valentía y carácter en la adversidad”.

    Diario La Nación

    Últimos artículos

    Related articles